Valoración del Usuario: 5 / 5

estrella activaestrella activaestrella activaestrella activaestrella activa
 

La calidad de vida de los abuelos que practican Tai Chi Chuan en Cuba, ha mejorado gradualmente, desde el año 1995 cuando se crearon  estos grupos en todo el país y miles de adultos mayores se han sumado con el paso del tiempo.

Evidencia de esto son los abuelos que tres veces a la semana se reúnen en la capitalina avenida Independencia, para hacer valer el precepto de que en Cuba el deporte es derecho del pueblo.
Un ejemplo de esta mejoría  en el estilo de vida es el de Gloria Quiñones Fernández, quién lleva casi cinco años en el grupo y es la más longeva, considera que es un deporte que se ha subvalorado, pues la mayoría de la población piensa que es solo para adultos mayores y no para personas más jóvenes.Quiñones Fernández, quien está a punto de cumplir 80 años, llegó a este grupo porque padece de arritmia, pero asegura que estos ejercicios la han ayudado a sentirse mejor, ya no es sedentaria, ha mejorado su respiración y se siente más dinámica a la hora de caminar.
Desde el 2005, alrededor de 70 señoras dejan a un lado su rutina habitual y desde las ocho de la mañana se ejercitan bajo las instrucciones de la profesora Teresa Martínez Pérez.El Tai Chi es un reconocido arte marcial y deporte de combate que en Cuba no se utiliza de esta forma, si no que estos movimientos lentos y armoniosos son practicados para aumentar la flexibilidad, fortalecer los músculos y ayudar a paliar enfermedades como las del corazón y la artritis, entre otras.Por su parte la profesora Martínez Pérez, considera que con el Tai Chi no solo se ejercita el cuerpo, sino que se armoniza la mente. Además, son ejercicios de relajación, en la que está implicada la respiración y ayudan a que se olviden por un tiempo los problemas cotidianos.
Sin lugar a dudas, el estado de ánimo de estos abuelos es envidiable. La mayoría de ellos han llegado hasta este parque del municipio Plaza porque padecen de alguna enfermedad, artritis, problemas de tensión alta e incluso problemas nerviosos.Sin embargo, con el paso del tiempo han logrado disminuir sus dolencias, y afirman decididamente que mientas tengan las fuerzas siempre buscarán el tiempo y el espacio para hacer ejercicios.    

Con información de ACN

Share

Escribir un comentario

No se admitirán palabras groseras, discriminación, ni ataques al sitio o a la Revolución cubana.


Código de seguridad
Refescar